domingo, 30 de abril de 2017

Novena al Santo Cristo de Ourense

6º día de la novena.
Día 30 de abril, domingo.

Señor, me enseñarás el sendero de la vida (Sal. 16).

Jesús clavado en la cruz. Retablo mayor.
Comentario:
Hoy sexto día de la novena del Santo Cristo es domingo, el día del Señor, en nuestra celebración le descubrimos vivo en medio de nosotros, en la Palabra y en el Pan de la Eucaristía. “Sine domenica non possumus”, nuestros hermanos habían experimentado lo que escucharemos en el texto del evangelio y comprendían que sin alimento la fe se marchita y muere.
Del Papa Francisco, Regina Coeli, 4 de mayo de 2014.
El camino de Emaús se convierte así en símbolo de nuestro camino de fe: las Escrituras y la Eucaristía son los elementos indispensables para el encuentro con el Señor. También nosotros llegamos a menudo a la misa dominical con nuestras preocupaciones, nuestras dificultades y desilusiones... La vida a veces nos hiere y nos marchamos tristes, hacia nuestro "Emaús", dando la espalda al proyecto de Dios. Nos alejamos de Dios. Pero nos acoge la Liturgia de la Palabra: Jesús nos explica las Escrituras y vuelve a encender en nuestros corazones el calor de la fe y de la esperanza, y en la Comunión nos da fuerza. 


“Por tu pasión y muerte en cruz, bendito Cristo de Ourense, ampáranos en la vida y en la muerte”. Pidamos al Santo Cristo de Ourense por nuestras intenciones y por las intenciones de toda la Iglesia.

sábado, 29 de abril de 2017

Novena al Santo Cristo de Ourense

5º día de la novena.

Día 29 de abril, sábado.

 Bendice, alma mía, al Señor (Sal. 103).

Cristo azotado


Comentario:
Hoy las lecturas nos hablan de conversión, de reconocernos pecadores y aceptar al Dios de la misericordia que, en Cristo, nos ofrece el perdón, nos dice la escritura: “Sí decimos que no hemos pecado, nos engañamos y no la verdad no está en nosotros. Pero, si confesamos nuestros pecados, él, que es fiel y justo, nos perdonará los pecados y nos limpiará de toda injusticia”. Convirtámonos a Dios y cimentados en la Cruz de Cristo aguantemos los embates del mundo que está sordo al mensaje de la cruz.

De San Josemaría Escrivá, Amigos de Dios, 214.
Insisto, ten ánimos, porque Cristo, que nos perdonó en la Cruz, sigue ofreciendo su perdón en el Sacramento de la Penitencia, y siempre tenemos por abogado ante el Padre a Jesucristo, el Justo. El mismo es la víctima de propiciación por nuestros pecados: y no tan sólo por los nuestros, sino también por los de todo el mundo, para que alcancemos la Victoria.

“Por tu pasión y muerte en cruz, bendito Cristo de Ourense, ampáranos en la vida y en la muerte”. Pidamos al Santo Cristo de Ourense por nuestras intenciones y por las intenciones de toda la Iglesia.

viernes, 28 de abril de 2017

Novena al Santo Cristo de Ourense

 4º día de la novena.

Día 28 de abril, viernes

Una cosa pido al Señor, habitar en su casa (Sal. 27).

"Padre, si es posible, pase de mi este cáliz"

Comentario:
“Ellos, pues, salieron del Sanedrín contentos de haber merecido aquel ultraje por el Nombre. Ningún día dejaban de enseñar, en el templo y por las casas, anunciando la buena noticia acerca del Mesías Jesús”. En este cuarto día se nos invita a perseverar en el anuncio con el testimonio personal. La Palabra, Cristo, no puede quedar encerrada, es necesario abrir las puertas, salir y hacer vida el evangelio, transformar el mundo desde el Crucificado.

Benedicto XVI, Audiencia General, 2-V-12.
Queridos hermanos y hermanas, el testimonio de san Esteban nos ofrece algunas indicaciones para nuestra oración y para nuestra vida. Podemos preguntarnos: ¿De dónde sacó este primer mártir cristiano la fortaleza para afrontar a sus perseguidores y llegar hasta el don de sí mismo? La respuesta es sencilla: de su relación con Dios, de su comunión con Cristo, de su meditación sobre la historia de la salvación, de ver la acción de Dios, que en Jesucristo llegó al culmen. También nuestra oración debe alimentarse de la escucha de la Palabra de Dios, en la comunión con Jesús y su Iglesia.


“Por tu pasión y muerte en cruz, bendito Cristo de Ourense, ampáranos en la vida y en la muerte”. Pidamos al Santo Cristo de Ourense por nuestras intenciones y por las intenciones de toda la Iglesia.

jueves, 27 de abril de 2017

Novena al Santo Cristo de Ourense

3er día de la novena.

Día 27 de abril, jueves

Si el afligido invoca al Señor, él lo escucha (Sal.33).

Descendimiento: Santo Cristo


Comentario:
Hoy escucharemos en boca de Pedro: «Hay que obedecer a Dios antes que a los hombres. El Dios de nuestros padres resucitó a Jesús, a quien vosotros matasteis, colgándolo de un madero. Dios lo ha exaltado con su diestra, haciéndolo jefe y salvador, para otorgar a Israel la conversión y el perdón de los pecados. Testigos de esto somos nosotros y el Espíritu Santo, que Dios da a los que lo obedecen». Hemos de perder el miedo a anunciar, en medio de los ambientes en los que nos movemos, a Jesús, si aceptemos su testimonio certificaremos con nuestra vida que Dios es veraz.

Del Papa Benedicto XVI, Homilía 23 de abril de 2009.
Nos dice el Evangelio de Juan: "El que cree en el Hijo posee la vida eterna; el que no crea al Hijo, no verá la vida" (Jn 3, 36). Así, pues, la Palabra de Dios nos habla de una obediencia que no es simple sujeción, ni un simple cumplimiento de mandatos, sino que nace de una íntima comunión con Dios y consiste en una mirada interior que sabe discernir aquello que "viene de lo alto" y "está por encima de todo". Es fruto del Espíritu Santo que Dios concede "sin medida".



“Por tu pasión y muerte en cruz, bendito Cristo de Ourense, ampáranos en la vida y en la muerte”. Pidamos al Santo Cristo de Ourense por nuestras intenciones y por las intenciones de toda la Iglesia.